Londres ’11

Hay ciudades que no pueden faltar en la lista de experiencias vitales de todo viajero que se precie: París, Berlín, Roma… Por supuesto, Londres está entre ellas. Este viaje supuso la primera toma de contacto con la capital de Gran Bretaña, por lo que en los cuatro días que estuvimos allí aprovechamos cada instante al máximo. Fue un viaje frenético -quizá demasiado, a juzgar por un dolor de pies que duró varios días- pero repleto de satisfacciones. Londres es, por definición, una experiencia maravillosa que todo el mundo debería vivir al menos varias veces en su vida.

Capítulo I: Información práctica
Capítulo II: Llegada a Gatwick y traslado a Londres (Día 1)
Capítulo III: Carpe diem (Día 2)
Capítulo IV: Tempus fugit (Día 3)
Capítulo V: Aprovechando hasta el último momento (Día 4)

Contenido relacionado:

#postamigo

Londres en tres pasos (La Mochila de Mamá)

De turismo por el centro de Londres parte I (Explorando el mundo)