Navaluenga: diez ideas para una perfecta escapada rural en la provincia de Ávila

Hay momentos que son inolvidables desde el mismo instante en el que se están viviendo. No sabríamos explicarlo con exactitud, pero es una sensación inconfundible y así es como hemos vuelto del fin de semana que acabamos de pasar en Navaluenga. Este pequeño pueblo de la provincia de Ávila nos ha llegado al corazón, nos ha permitido disfrutar de experiencias únicas y ha sido el escenario en el que hemos conocido a gente encantadora. Y todo esto ha sido gracias a un divertidísimo blogtrip organizado por el portal EscapadaRural.com en colaboración con Casas Rurales de Navaluenga y el propio ayuntamiento de la localidad.

Podríamos haber escrito la clásica guía práctica sobre el destino y, de hecho, hemos preparado una breve síntesis con toda la información para preparar un viaje a Navaluenga. Sin embargo, nos hemos dejado llevar por el entusiasmo y hemos preferido dejar el protagonismo a las sensaciones. Por eso, si seguís leyendo, encontraréis diez ideas para llevar a cabo una escapa rural tan perfecta como la que nosotros hemos podido vivir en Navaluenga.

puente-romanico-navaluenga

INFORMACIÓN PRÁCTICA

Cómo llegar: Navaluenga está en el sureste de la provincia de Ávila, muy cerquita de Madrid (100 kilómetros). Desde la capital el camino es sencillo: M-501 hasta San Martín de Valdeiglesias; N-403 hasta pasar El Tiemblo; y AV-902, que lleva a Navaluenga. Varía mucho en función del tráfico, pero en general se tarda menos de una hora y media.

Dónde dormir: pese a ser un pueblo de 2000 habitantes, tiene infraestructura suficiente para recibir a centenares de turistas. Existen muchas casas rurales en el pueblo, enormes como La Fortaleza (hasta 30 personas) o acogedoras como Casa de Cucú (para un finde romántico). Por supuesto, todas ellas pueden ser consultadas en EscapadaRural.com.

Gastronomía: Navaluenga está en la provincia de Ávila, lo cual es sinónimo de carne de primerísima calidad. Nadie se puede ir de allí sin probar un chuletón tamaño XXL. La sopa de ajo, las patatas revolconas o la caldereta de cabrito también dan buena cuenta de la gastronomía tradicional de Castilla que aquí se puede degustar.


Ver mapa más grande

Y ahora, vamos con esas diez ideas para preparar una escapada rural perfecta. Eso sí, antes de nada hay que decir que hemos puesto diez por marcarnos un límite, pero después de haber pasado un finde en Navaluenga se nos ocurren muchísimos motivos más para recomendaros ese destino.

1. DAR UN PASEO POR LA HISTORIA A TRAVÉS DEL PATRIMONIO

Si, si: empezamos con patrimonio. El tópico asocia el turismo rural a una casa perdida en medio del monte, pero esa idea no podría estar más alejada de la realidad. Huir de una gran ciudad no significa necesariamente alejarse de construcciones de interés. Y en eso Navaluenga es un buen ejemplo, ya que dispone de una arquitectura civil y religiosa muy interesante. La Iglesia de Nuestra Señora de los Villares (siglos XIII-XV) o el famoso Puente Románico (siglo XVI) son los dos ejemplos más destacados. Además, paseando por el pueblo se pueden ver muestras de arquitectura popular (casas típicas, ermitas, un potro de herrar) suficientes para viajar a lo largo de casi diez siglos.

iglesia-navaluenga

2. DISFRUTAR DE UN ALOJAMIENTO RURAL DE CALIDAD

Otro tópico bastante extendido habla de las casas rurales como sinónimo de edificio viejo con cuadros muy anticuados. ¡Craso error! El turismo rural hace ya tiempo que dio un salto adelante, y en la actualidad podemos disfrutar del encanto del fuego en una chimenea junto con un jacuzzi de alta gama. Eso por no hablar de duchas en las que el agua siempre sale caliente o sistemas de calefacción capaces de hacer olvidar la nieve de fuera.

la-fortaleza-navaluenga-1

Nosotros nos alojamos en La Fortaleza, una espectacular casa con diez habitaciones con todo lo necesario para un fin de semana inolvidable: barbacoa, piscina, tele de tropecientas pulgadas… Todo estaba cuidado al detalle, y por eso no podemos dejar de recomendar este alojamiento y los otros cuatro que sus dueños tienen en el pueblo: La EncinillaCasa de CucúCasa Río Alberche y El Cortijo de Gredos. En el pueblo encontraréis más de una decena de alternativas a estas, aunque nosotros no nos imaginamos ir a Navaluenga sin dormir en La Fortaleza.

la-fortaleza-navaluenga-2

3. RESPIRAR AIRE PURO CON UNA BUENA RUTA DE SENDERISMO

Que hayamos empezado con dos ideas rompe-tópicos no significa que vayamos a olvidarnos de los grandes atractivos del turismo rural. Y, en ese sentido, hacer senderismo nos parece apostar por una opción asequible para públicos muy diversos. Navaluenga puede presumir, pese a su tamaño, de ofrecer dos PRC (sendero de pequeño recorrido circular). Vamos, dos rutas que empiezan y acaban en el mismo sitio, con lo cual son muy asequibles para senderistas casuales. El PRC-AV 9 sigue el Camino Piedralaves, mientras que el PRC-AV 10 va hasta el Barranco Cambronal. Ambos se hacen cómodamente en cuatro horas (que nadie se asuste, eso significa una mañanita).

senderos-navaluenga-1

Si aun así sois menos intrépidos, en Navaluenga también encontraréis opciones para vosotros. Aquellos que quieran disfrutar de la naturaleza sin poner su físico al servicio del espectáculo pueden pasear por el Castañar de la Pedriza (con árboles de más de 500 años), bañarse en las cercanas playas del río Alberche u observar aves aprovechando que el término municipal de Navaluenga forma parte de la Reserva Natural Valle de Iruelas.

senderos-navaluenga-2

Conviene llevar unos prismáticos, pues la biodiversidad del entorno de Navaluenga es increíble. Abedules, tejos y pinos son suficiente para gente como nosotros, acostumbrada al asfalto y al hormigón de Madrid, vaya con los ojos bien abiertos todo el camino. Pero es que además se pueden observar nutrias, corzos, tejones, buitres o jabalíes en libertad, además de otras muchas especies.

4. DESCARGAR ADRENALINA TREPANDO POR LOS ÁRBOLES

Si además se quieren quemar calorías, hacer algo de turismo activo nos pondrá en contacto con la naturaleza a la vez que practicamos deportes nada usuales. Por ejemplo, en el Parque de Multiaventura Las Cabezuelas (generalmente conocido como parque de cuerdas) se puede trepar entre los árboles. Disponen de dos circuitos (unas dos horas y media de duración) a los que se puede acceder pagando 15€ por persona. Otra idea perfecta para pasar una mañana inolvidable: tirolinas, puentes de madera, torres por las que escalar y así hasta 35 retos que pondrán a prueba nuestra tenacidad.

las-cabezuelas-navaluenga-1

Aunque estos parques están cada vez más de moda, nosotros no habíamos probado ninguno hasta que fuimos a Navaluenga. ¿Qué podemos decir? ¡Pues que nos encantó la experiencia! No vamos a negar que al día siguiente teníamos agujetas, pero también una sonrisa de oreja a oreja al recordar todos los retos que habíamos sido capaces de superar. Nunca pensamos que alguien como Edu, con tanto miedo a las alturas, sería capaz de tirarse por unas tirolinas como esas.

Por cierto, en este parque de multiaventura también se pueden hacer otras actividades. Mención aparte merece el tiro a la diana con cerbatana, la gran vocación oculta de Eri. Parece que este año los Reyes Magos ya han elegido el primer regalo que la van a hacer.

las-cabezuelas-navaluenga-2

5. JUGAR AL GOLF A POCOS METROS DE LA NIEVE

Aunque no pudimos echar una partida (bastantes cosas hicimos ya el fin de semana), nos sorprendió un montón encontrarnos un campo de golf en Navaluenga. Únicamente tiene 9 hoyos, pero son muy valorados por los jugadores del entorno. Y es que según pudimos hablar con la gente del pueblo, es un campo muy variado y técnico. Parece mentira, pero en él disfrutarán tanto novatos (por lo espectacular que es) como expertos (por lo complicado que es acabarlo con un buen registro). Por cierto, jugar al golf en un paraje tan privilegiado como éste tiene que ser una experiencia extrasensorial. Volveremos a Navaluenga solo por hacer unos hoyos aquí.

navaluenga-golf

6. PARTICIPAR EN UNA RUTA MICOLÓGICA JUNTO A UN EXPERTO EN SETAS

Y con tanto deporte seguro que se os ha despertado el hambre, pero vayamos por partes. La primera propuesta gastronómica no está relacionada directamente con comer, sino con una actividad del sector primario: la recogida de setas. Navaluenga es el lugar idóneo para realizar una ruta micológica y aprender más sobre estos manjares: distinguir setas comestibles de venenosas, saber como cortarlas para que se reproduzcan correctamente, métodos para identificar si son tiernas o ya están pasadas…

setas-navaluenga-1

La gran referencia en la comarca es Antonio Hernández, un experto en micología que organiza cursos todos los fines de semana. Por una tarifa extremadamente barata (desde diez euros por persona) es posible pasar una jornada entera en su compañía, aprendiendo un montón de cosas sobre una actividad que comparten personas tan diversas como Xavi (el futbolista del Barça) o Shakira (la cantante colombiana).

setas-navaluenga-2

7. VISITAR UNA BODEGA ACOGEDORA Y FAMILIAR

Sigamos con la gastronomía, en este caso en forma de vino. Aunque a veces parece que solo existen Rioja y Valdepeñas, en Navaluenga nos topamos con un proyecto más que sorprendente: la Bodega Garnacha Alto Alberche. ¿Qué tiene de especial? Aparte de su carácter local, familiar y también solidario, se han propuesto transmitir al mundo su amor por la uva garnacha. Solo con esta variedad elaboran todos sus caldos, representados por su marca 7Navas. Durante nuestro fin de semana allí probamos jóvenes y crianzas, todos con un sabor excelente.

garnacha-alto-alberche-1

Desde el punto de vista del viajero, el interés de la bodega no reside en ir a comprar sus vinos (que también). La cosa está en que se puede hacer una visita guiada en compañía de los impulsores del proyecto, participar en jornadas de elaboración de vino y disfrutar de gastronomía típica para maridar los vinos, entre otras muchas actividades. Conviene contactar con ellos previamente, ya que es gente muy abierta y prácticamente diseñan la visita a medida del grupo.

garnacha-alto-alberche-2

8. SABOREAR LA TRADICIÓN A TRAVÉS DE LA GASTRONOMÍA MÁS AUTÉNTICA

Ahora sí que sí… ¡Comida! Ya hemos dado unas pinceladas en el pequeño apartado de información práctica, pero no queremos dejar de hablar de la sorprendente cantidad, variedad y calidad de restaurantes que hay a lo largo y ancho de Navaluenga. En todos encontramos simpatía, autenticidad y amor por las pequeñas cosas, tres aspectos sin los que es imposible que un restaurante funcione.

comida-navaluenga-1

Queremos destacar dos establecimientos por encima del resto. El primero es El Bodegón, el cual está especializado en tapeo, en bacalao y en hacer feliz a la gente. Florillo, su dueño, es un artista del cajón y del cante (damos fe). Por otro lado, en el Restaurante Avenida la cara visible es María Cristina, una simpática cocinera que demuestra que no hace falta poner olor a nube ni hacer esferificaciones para que algo esté bueno. Su cocina es tradicional, justo lo que buscábamos en un lugar como Navaluenga: olvidarnos de las tonterías de la ciudad y derretirnos con cada cucharada de sus guisos.

comida-navaluenga-2

Aprovechamos también para recomendaros hacer unas compritas: carne de Ávila, panes artesanos o mantecados pueden ser pequeños detalles para sorprender a vuestra familia a la vuelta de vuestra escapada rural.

9. DEJARSE SORPRENDER POR EVENTOS DURANTE TODO EL AÑO

Aunque cuando nosotros fuimos el evento era precisamente el #NavaluengaRuralTrip, la verdad es que Navaluenga puede presumir de tener una tremenda actividad cultural durante todo el año. El término “evento” lo suelen utilizar ciudades como París o Berlín para hablar de sus conciertos y sus exposiciones de arte, pero en Navaluenga también hay actividades para todos los gustos: desde la tradicional vendimia hasta la feria del Melocotón, pasando por la Jornada de la Matanza Tradicional, las Fiestas Patronales o la Romería de la Virgen del Espino.

Puede parecer una idea poco alejada de la gente que hemos nacido en los ochenta y los noventa, pero nada de eso. Muchos disfrutamos conociendo otras formas de vida, aprendiendo más sobre los hábitos del medio rural y mostrando nuestros respetos a unas costumbres que realmente hacían progresar al mundo, cosa de la que no siempre puede presumir la superficialidad del siglo XXI.

10. CONVERTIRSE EN OTRA PERSONA EN UN CLUEDO EN VIVO

Para el final hemos dejado lo más atípico que hemos hecho nunca en una casa rural, aunque posiblemente también lo más divertido (al menos, lo más divertido que se puede contar sin que todo el sector hostelero de España nos declare personas non gratas). En nuestro viaje a Navaluenga descubrimos a Mystery Games, una empresa que se encarga de organizar juegos de misterio (Cluedo en Vivo) por toda España. En este caso participamos en una divertida velada ambientada en los locos años 20, incluyendo asesinatos, blanqueo de dinero y muchísimo glamour.

Organizan actividades para familias, amigos, empresas, despedidas de soltero y cualquier grupo que se pueda imaginar. Desde 35€ por persona (nada caro si cada cual paga lo suyo) te montan un juego INOLVIDABLE, de esos que duran unas horas pero de los cuales estás hablando toda la vida.

cluedo-en-vivo

#NAVALUENGARURALTRIP SIEMPRE EN EL CORAZÓN

Y hasta aquí nuestras diez ideas. Este solo es el punto de partida de una montaña de posts que queremos escribir sobre Navaluenga, ya que nos gustaría enseñaros con mucho más detalle el parque de cuerdas, la casa rural La Fortaleza o la Bodega Garnacha Alto Alberche. Aun así, queda claro que nos ha encantado el sitio, ¿no?

Por supuesto, estas últimas líneas se las queremos dedicar a todas las personas con las que hemos compartido este fin de semana. Empezamos por EscapadaRural.com, que a través de Ana y Cris (de su Departamento de Comunicación) han confiado en nosotros en este genial blogtrip. También queremos dar las gracias a Rodrigo y Gema, los anfitriones de Casas Rurales de Navaluenga, que nos trataron como si su único objetivo en la vida fuera hacer felices a todos los que se hospedan en su alojamiento. No nos olvidamos de Tito (Viajero Rural TV), los chicos de Mystery Games, Javier (del parque de Cuerdas), Antonio (el experto en micología que más ama las setas del mundo) y a todas las personas que hemos conocido en el viaje.

Y por último, mil millones de gracias a los bloggers con los que hemos compartido este viaje. Íbamos a poner eso de “gracias a todos” por miedo a dejarnos a alguien, pero no podemos resistirnos a poner sus webs y recomendarle a todo el mundo que las visiten, pues son excepcionales 🙂 Nos referimos a Viaje al Atardecer, 3viajes, Está en tu Mundo, El Rincón de Sele, Fotonazos, Viajes Rock y Fotos, Ocho Leguas y Revista 80 Días. ¡Nos vemos pronto! 🙂

Volver a Navaluenga ’13

30 pensamientos en “Navaluenga: diez ideas para una perfecta escapada rural en la provincia de Ávila

  1. Un resumen fantástico, no os habéis dejado nada.
    Nosotras solamente podemos agradeceros la Actitud y el buen rollo que habéis transmitido y esperar poder contar con vosotros para próximos “eventos”.
    ¿Qué ganitas de volver a Navaluenga no?
    Gracias, gracias y más gracias por hacer que esta experiencia haya sido un éxito.
    Por cierto, coincido en que Gema y Rodrigo son unos anfitriones fantásticos capaces de hacernos sentir como en casa, ¡qué digo! ¡Mejor que en casa!
    Un beso amigos

    • Es fácil que haya buen rollo cuando todo está tan bien organizado y la gente (organización, anfitriones, gente de la zona) es tan maja y le pone tantas ganas 😛

      Nosotros no solo tenemos ganas de volver a Navaluenga, sino que ya estamos liando a nuestra familia para hacer una escapada rural allí 🙂

      Y si, Gema y Rodrigo son gente encantadora, que no deja de sonreir y que te ofrece su casa como si fueras su familia. Da gusto encontrarse a personas así en el mundo!

      Un besote enorme!!

  2. Pero chicosssss!! Cuando dormís vosotros!!! Me ha encantado el enfoque del post y creo que lo habéis resumido de 10!! ¡Enhorabuena!

    Me ha encantado coincidir con vosotros y espero que sea así en próximas ocasiones.

    ¡Un abrazo!

    • Joe Laura, pareces nueva… ¿Desde cuando los bloggers duermen? XDXD

      Bromas aparte, muchas gracias por pasarte por aquí y por tus palabras. Que alguien tan grande como tú diga cosas buenas de este post significa mucho para nosotros 🙂

      Un abrazo enorme y a ver si coincidimos pronto!!

  3. Hola me alegra muchisímo que lo hayaís pasado tan bien y haber aprendido con mis lecciones algo sobre el maravilloso mundo de las setas. disfrutando de esos manjares de nuestros bosques en la cocina como… Boletus edulis( boletus), Lactarius deliciosus( Níscalo),Agrocybe aegerita(seta de chopo).Muchas gracias por vivir esta experiencia en en #NavaluengaRuraltrip.
    Un saludo y os espero para ir a setas y luego degustarlas.

    • Hemos aprendido mucho, aunque sobretodo se nos han despertado las ganas por seguir profundizando en la micología. No lo decimos por decir: pronto estaremos allí (solos o con nuestros padres) haciendo uno de tus cursos. Un abrazo! 🙂

    • Es un auténtico honor recibir un comentario de los mejores anfitriones del mundo 🙂 No sabemos cuando volveremos, pero lo haremos. Mientras tanto, os pedimos una cosa: no cambiéis nunca 😛 Ha sido un placer conoceros!!

  4. Desde luego, pinta que lo habéis pasado de maravilla. A mí me llama mucho la atención eso de los Mystery Games, es algo que algún día quiero probar y que ya lo había hablado con algún amiguete…
    Un saludo 😉

    • Es una experiencia increíble, perfecta cuando hay mucha confianza y perfecta también para conocer mejor a la gente. Lo único malo es que tiene que ser un grupo numeroso, pero si te falta gente cuenta con nosotros 😛

  5. Muy chulo, chicos. Pero más chulo aún haber compartido otra andanza bloguera-viajera con vosotros. Por no hablar del descubrimiento de Eri como experta tiradora de cerbatanas o tu capacidad de adorar al Marqués de Del Bosque jejej

    Tenemos que tener más charlas viajerofutbolísticas. Y si es junto al calor de una chimenea, mejor.

    Un abarazo a Mr Appariences y Melody Melosa,

    Sele

  6. Que bien resumido una escapadita por Navaluenga!! Gracias chic@s por el cariño que desprendeis con vuestras palabras de nuestro pueblo.
    Nos alegra que la experiencia haya sido tan positiva.
    Esperamos poder volver a veros pronto y sigais disfrutando de aquellas actividades que se os quedaron pendiente (un fin de semana no es suficiente para disfrutar de todo lo que os podemos ofrecer)

    Si quereis saber más sobre Navaluenga, podeis visitar nuestra web, una guia completa del pueblo http://www.navaluengadigital.com

    Gracias y hasta pronto

    • La experiencia ha sido inmejorables. Lo de “a ver si volvemos pronto” no es un tópico aquí, sino una auténtica declaración de intenciones. Ya estamos moviendo el tema con amigos y con la familia (si nos falla una opción será la otra), pero el caso es que nos fuimos con la sensación de que todavía nos quedaba mucho por ver, hacer y sentir allí 🙂 Muchísimas gracias por vuestra hospitalidad. Nos vemos pronto!!

  7. Hola, ya te di las gracias en Twitter y vuelvo a agradecerte
    en tu magnífico y completísimo Blog, la mención que hiciste de nosotros. Todo un detalle entre viajeros!!!!

  8. Pingback: El Bodegón, el bar más auténtico de Navaluenga (Ávila) | www.eduyeriviajes.com

  9. Pingback: Turismo Rural cerca de Madrid en Navaluenga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *