La Diada y el turismo

A falta de semana y media para la próxima Diada de Cataluña (se celebrará el próximo 11 de septiembre) surgen en la red infinitas propuestas para aprovechar ese fin de semana y conocer Barcelona en todo su esplendor. Hoy os queremos hablar de eso: de cómo visitar una ciudad ya de por sí turística en uno de sus días más ajetreados.

Barcelona 67 Barcelona 68

La Diada es la fiesta oficial de Cataluña. Aunque tiene trasfondo histórico, hoy en día es una jornada muy marcada por cuestiones políticas en las que no vamos a entrar. El caso es que hay varios actos importantes: la ofrenda floral a los pies del monumento a Rafael Casanova, la misa en la Catedral del Mar, las casetas de las instituciones…

Barcelona 51Desde el punto de vista turístico, hay varias cosas interesantes derivadas de la Diada. En primer lugar, muchos edificios oficiales realizan una jornada de puertas abiertas, lo que permite recorrer su interior cuando el resto del año cuentan con accesos bastante restringidos. Quizá el más emblemático sea el Palau de la Generalitat.

Además, el Parque de la Ciudadela viste sus mejores galas. Si ya de por sí merece la pena acercarse a este lugar en un día normal, durante la Diada se convierte en el epicentro cultural de la fiesta: escritores, cantantes y gente del mundo de la cultura en general se dan cita para llevar a cabo todo tipo de interesantes eventos. Lo dicho, si Barcelona ofrece normalmente infinitas posibilidades culturales este día es infinito al cubo.

Barcelona 84Eso sí, para nosotros lo más interesante es que la gente se echa a las calles. Lo mejor de una fiesta es, precisamente, las personas que forman parte de ella. La Diada es un día perfecto para mezclarse en la cultura catalana, conocerla más en profundidad y disfrutar de lo mejor que ésta puede dar al mundo. Merece la pena.

Así, aún quedan once días para la fecha. Aún hay tiempo de dejarse caer por el señor Google, escribir cosas del tipo vuelos Air Europa o vuelos baratos y lanzarse a la búsqueda de una ganga para poder hacer acto de presencia en la Ciudad Condal. Como ya sabéis los que nos leéis habitualmente, nosotros sólo hemos estado un día en Barcelona juntos, por lo que no dejamos de buscar la excusa que nos lleve a hincarle el diente definitivamente a una ciudad tan fantástica como esta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *