Eurostar, el “AVE” de Europa

Terminamos la semana hablando de nuestro medio de transporte viajero favorito: el tren. No llegamos al amor que Sheldon Cooper siente por el mundo ferroviario, pero desde luego tenemos infinitos recuerdos positivos al respecto. Pocas cosas hay más puramente viajeras que el olor de un andén, la ilusión cuando llega un tren al que has esperado un buen rato o el traqueteo del vagón mientras ves pasar el paisaje.

Y el motivo para sacar este tema es el Eurostar, el tren de alta velocidad europeo que une las ciudades de Londres, Bruselas y París (entre otras muchas). Una de las grandes infraestructuras del continente, la cual atraviesa un mar, permite a los trenes ir a más de 300 kilómetros por hora y es utilizada por alrededor de 10 millones de personas al año.

eurostar

HISTORIA Y DATOS DEL EUROSTAR

En 1994, hace ya dos décadas, comenzaron a circular trenes entre Londres, París y Bruselas. Era la culminación de varios intentos de unir las Islas Británicas con el continente europeo. Quizá el proyecto no tuviera el éxito esperado en un primer momento, pero desde luego hoy es una de las infraestructuras más reconocibles de toda Europa.

Segundo túnel ferroviario más largo del mundo, sección submarina más larga, tren de alta velocidad más rápido de Gran Bretaña… Son muchos los datos interesantes entorno a este tren. En cualquier caso, por encima de todo destaca la evolución del servicio. Ha consolidado su puntualidad en más del 90% y su número de pasajeros no deja de crecer, pese a que las previsiones iniciales han quedado muy lejos.

Y, por cierto, la explosión de las low cost aéreas no ha sido tan dolorosa como se esperaba. Quizá sea más rápido moverse con Ryanair, pero la gente cada vez aprecia más la comodidad, no tener que esperar durante horas en el aeropuerto o el hecho de que sea un medio mucho más sostenible.

RECORRIDO

Actualmente, la ruta principal conecta Saint Pancras (en Londres) con la Gare du Nord (en París) en poco más de dos horas. En concreto, 2:16. Tiene un ramal que se desvía a la altura de Lille y que llega hasta Bruselas, uniendo la capital belga con la capital británica en solo dos horitas.

Aparte de eso, hay otras paradas chulas como Marne la Vallée-Chessy (que comunica París con Disneyland en 25 minutos), Lille, Ashford o Calais. Una línea llena de posibilidades que, por si fuera poco, continúa en temporada alta turística hasta el sur de Francia: Lyon, Avignon, Moûtiers…

recorrido-eurostar

VIAJAR EN EUROSTAR

Estamos hablando de destinos que bien merecen por sí solos toda una vida: la animada vida cultural de Londres, el glamour de París, la belleza de Bruselas… Sin embargo, cada vez son más las personas que se hacen una especie de interrail a gran velocidad, especialmente viajeros americanos que no pueden ir a Europa con la misma frecuencia que lo hacemos los españoles.

Por eso, surgen webs sobre Eurostar que sintetizan en muy pocos clicks todo lo importante de este servicio: desde venta de billetes a bajo precio hasta información sobre las rutas, pasando por viajeros que cuentan sus experiencias.

¿Qué podemos decir? Hace un mes nuestras hermanas/cuñadas fueron a Londres, y la verdad es que nos han puesto los dientes largos. También coincidimos en un viaje con un chico que había estado de Erasmus en Bruselas y que nos habló maravillas. Y por supuesto, a París siempre se vuelve. Quizá este tren sea la mejor excusa para revisitar (muy pronto) todos esos destinos.

eurostarPA0409_468x272_to_468x312

4 pensamientos en “Eurostar, el “AVE” de Europa

  1. recuerdo mi primer viaje a Paris en el 97 que fui hasta gard du nord solo a ver este famoso tren… y es verdad los que venimos de america o mejor dicho latinoamerica en tema de los trenes nos fascinan .. pues en europa comunican ciudades con horarios buen servicio, y se utiliza mucho.- gracias por la info

  2. Sin duda, el tren es un medio que va ganando adeptos. Para trayectos medios o cortos es ideal, tienes espacio, en algunos wifi, puedes moverte, incluso ir trabajando con mucha más comodidad que en un avión. Hace años hicimos el trayecto París-Bruselas y tenemos un recuerdo buenísimo.
    Saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *