El Hotel St. Gervais, un alojamiento barato en Ginebra (Suiza)

Ya lo hemos citado en anteriores ocasiones, Suiza es un país espectacular y del cual nos hemos enamorado. Pero, tampoco lo vamos a negar, es muy caro para nuestro bolsillo. Si bien es cierto que los vuelos a los tres principales aeropuertos del país (Ginebra, Zúrich o Basilea) suelen ser bastante baratos, la vida cotidiana ya no lo es tanto. Y entre esas cosas se incluye el alojamiento. Tras mucho comparar encontramos este modesto hotel de una estrella: St. Gervais. Una buena opción para aquellos que van con el presupuesto ajustado.

hotel-barato-ginebra-01El Hotel St. Gervais se encuentra muy bien situado, concretamente en la Rue des Corps-Saints. Esta calle se halla a unos 300 metros de Cornavin, una de las principales estaciones de tren y autobuses de Ginebra, y a unos diez minutos andando de la catedral de Saint-Pièrre. Por lo tanto, es un buen punto de partida tanto para hacer una excursión por las ciudades que rodean el Lago Leman como para visitar la ciudad durante unos días.

Las instalaciones están un tanto anticuadas, pero funcionan bastante bien. De hecho le da un aire retro y antiguo romántico, principalmente la planta de abajo y el ascensor. Las habitaciones están totalmente equipadas con una cama (sinceramente, algo estrecha para dos personas), un pequeño lavabo, un armario, escritorio y silla además de una televisión con canales internacionales. El baño es compartido por las habitaciones de la planta. El único inconveniente: las paredes son muy finas y se oye a otros huéspedes.

hotel-barato-ginebra-02Una de las cosas que nos hicieron decantarnos por este hotel, era la limpieza. Ya hemos tenido algunas malas experiencias al respecto, y siempre miramos con lupa los comentarios al respecto. El Hotel St Gervais cumplió todas nuestras expectativas. El personal también era muy amable y simpático. Siempre atento a tus necesidades. De hecho, un punto a favor es que son bastante flexibles sobre la hora de entrada, siempre avisándolo previamente. Nosotros llegamos cerca de las 12:30 de la noche y nos facilitaron la clave de acceso para la puerta y, al llegar, ya teníamos preparada la llave de nuestra habitación.

¡Ah! Tampoco hay que olvidarse del desayuno (incluido en el precio). Tiene lugar en el bar del hotel. Aunque no es buffet libre, está bastante bien. Todos los días nos ponían zumo natural de naranja, a elegir entre café, té o chocolate, un yogur, bollería y galletas. ¡Hay que coger energías para el día de turisteo por la ciudad!

hotel-barato-ginebra-03Por último, dos hechos a tener en cuenta. Uno, el wifi totalmente gratuito que funcionaba perfectamente. De hecho pudimos hablar con la familia sin problemas, algo que no siempre conseguimos. Y dos, con la reserva de la habitación nos ofrecieron, sin coste alguno, una tarjeta gratuita para el transporte público de Ginebra durante toda nuestra estancia. Detallazo, ¿eh?

Y ahora viene lo más importante: el precio. Si comparamos con la oferta existente en Ginebra, el Hotel St Gervais no está nada mal. A nosotros nos salió por unos 100 euros la noche los dos, por lo tanto es un lugar perfecto para una escapadilla de fin de semana largo.

Volver a Suiza ’14

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *