Ávila ’08 – Capítulo II: Las murallas más famosas de España

Como ya hemos dicho, esta excursión a Ávila la hicimos con la familia, por lo que nosotros no planificamos nada y el ritmo de visitas fue mucho más pausado que el que solemos llevar. Sin madrugar demasiado, nos plantamos en la ciudad tras una horita larga de coche, aparcamos en uno de los numerosos parkings que hay en los alrededores del casco urbano y nos dispusimos a dar una vuelta por uno de los lugares más populares de España.

Avila 01El punto de partida, el punto de llegada y la referencia en todo momento fue la Muralla de Ávila. Ésta, que comenzó a construirse en el año 1090, es la responsable de la configuración del trazado urbano de Ávila. Es el monumento completamente iluminado más grande del mundo, y sólo por pasear al abrigo de esta imponente construcción ya merece la pena acercarse hasta la ciudad.

Avila 02Aún así, no solo de murallas vive Ávila. Otro edificio interesante es el Convento de Santa Teresa, en el cual se guardan varias reliquias cristianas. En el lugar en el que se emplaza el convento nació Teresa de Cepeda y Ahumada (es decir, Santa Teresa de Jesús o de Ávila), por lo que no sorprende que la reliquia más destacada sea el dedo de Santa Teresa, el cual es un poco desagradable de ver.

En cualquier caso, la mayor parte del día estuvimos trasteando por el recinto amurallado, ya que íbamos con niños pequeños y no era plan meterles en iglesias y museos todo el día. Además de pasear al ladito de los muros también es posible subir y hacer el recorrido por el paseo de ronda, lo cual da unas perspectivas increíbles de la muralla, de la ciudad y del exterior.

Avila 03 Avila 04 Avila 05

Avila 06Además, otra cosa interesante es que desde aquí se pueden ver los edificios más destacados de Ávila. Por ejemplo, hay una buena perspectiva de la Basílica de los Santos Hermanos Mártires, Vicente, Sabina y Cristeta (también conocida como Basílica de San Vicente). Este edificio es una de las grandes joyas del románico español y una visita imprescindible si se está en la ciudad.

Antes de visitar la Catedral del Salvador de Ávila fuimos a comer, ya que por horario no podríamos visitar el claustro si lo hacíamos cuando fuimos en un primer momento. Buscamos un restaurante en el que comimos de lujo y volvimos a la Catedral de Ávila. Tras pagar la entrada estuvimos recorriendo el edificio, considerado la primera catedral gótica de España.

Avila 07 Avila 08

Tras ello dimos otro paseo sin rumbo por la ciudad en el que aprovechamos para comprar dulces típicos (como las yemas de Santa Teresa) y volver a recorrer la muralla. Fue un día muy chulo y una visita que recomendamos a todo el mundo, pues Ávila es una ciudad preciosa.

Capítulo IVolver a Ávila ’08

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *